viernes, 17 de marzo de 2017

Cascada Cola de Caballo, Ordesa.



Si tienes pensado visitar el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido en los Pirineos aragoneses no puedes perderte su ruta a pie más espectacular: la cascada Cola de Caballo. Apto para todos los públicos, este sendero te transportará por una sucesión de maravillas naturales en el corazón del valle de Ordesa.

La ruta comienza en la pradera de Ordesa. Si viajas fuera de la temporada alta podrás acceder al aparcamiento de la pradera con tu propio coche pero en épocas de temporada alta sólo se puede llegar a través de un autobús que sale desde la pequeña localidad de Torla. No te preocupes porque aunque es un ruta muy popular no te quedarás sin plaza, cada 15 o 20 minutos aproximadamente tendrás un autobús para subir. El precio del billete es de 4,5 euros ida y vuelta.

Una vez en el punto de partida tienes dos opciones. Puedes elegir la opción más popular: realizar el ascenso y el descenso de vuelta por el sendero GR-11 que discurre entre bosques por el fondo del valle de Ordesa. Se trata de un camino de unos 17 kilómetros ida y vuelta, muy cómodo, perfectamente señalizado y sencillo para todas las edades. Eso sí, en época estival está súper transitado así que mucha paciencia.

Pero lo que yo te propongo es una ruta circular. Se trata de realizar el ascenso a la cascada Cola de Caballo por la Senda de los Cazadores, un vertiginoso camino que os llevará muy alto para disfrutar de las mejores vistas sobre el valle. El regreso se hace por la pista que corresponde al GR-11. Observarás el valle de Ordesa desde todas las perspectivas. Sin miedo, es un sendero técnicamente sencillo pero extenso. Para llegar al paraíso hay que sufrir un poquito por lo que yo te recomiendo que no lo dudes y que escojas este precioso camino.